Búsqueda personalizada

JUEGOS INFANTILES: EL JUEGO DE TOCAR Y PARAR.

INTRODUCCIÓN
Rapidez, habilidad y buenos reflejos son las tres virtudes básicas que definen a un especialista en los juegos denominados de tocar y parar.
De entre las muchas variantes que existen, hemos seleccionado las más representativas. No obstante, en todas ellas siempre se repite la misma situación: el jugador "tocado" es el que "para". La diversión suele terminar por el agotamiento de los participantes, pues en este juego no hay vencedores ni vencidos. Empezaremos por la variante comúnmente denominada tocar y parar.

REQUISITOS
Un buen terreno llano (mejor si es un descampado al aire libre).

OBJETIVO
Procurar no ser pillado por el que para. Este juego favorece el correr mucho y también agudiza el ingenio, al tratar de despistar, para que el perseguidor se fije en otro y sea a éste a quien intente atrapar.

DESARROLLO DEL JUEGO
Pueden participar como mínimo diez jugadores.

* Se sortea quién será el primero en parar. Al que le corresponda este "honor" le tocará perseguir a los demás jugadores.
* Cuando el que para logra tocar a otro, dice "¡Paras!", y de esta manera se van sucediendo los cambios en el jugador que hace las veces de perseguidor